Un bicho raro (Sarah’s Scribbles) / Sarah Andersen

Portada de Un bicho raro (Sarah Scribbles, v.4), de Sarah Andersen. Editorial Bridge, 1ª ed. nov. 2021. Traducción: Alena Pons.
Portada de Un bicho raro (Sarah’s Scribbles, v.4), de Sarah Andersen. Editorial Bridge, 1ª ed. nov. 2021. Traducción: Alena Pons.

Vuelvo a los Sarah’s Scribbles (garabatos de Sarah Andersen) por medio de Un bicho raro, años después del último cómic suyo que leí, que fue Un bollito feliz (2017). Antes de ese cayó Crecer es un mito (2016), el primero de la saga y el mejor a mi parecer. Solo me faltaría leer Domando gatos (2018). Este cuarto volumen que nos ocupa me ha gustado mucho también, ha sido un fantástico reencuentro.

En esta ocasión el lema que acompaña a la mayoría de las viñetas es la defensa de esos gustos propios que a la mayoría pueden resultarle una extravagancia o una gilipollez. Sin embargo, esas costumbres o afinidades tan concretas son las que en realidad definen y diferencian a unas personas de otras. Andersen defiende estos motores vitales con el humor que caracteriza a su protagonista. Que muchas veces eres tú. Palabra.

Bicho raro con intereses superespecíficos - Sarah's Scribbles

Sarah’s Scribbles (Sarah Andersen)

No es la primera vez que aparece el cómic de Sarah mencionado en el blog, aunque no hay ninguna entrada específica sobre ella. Los dos primeros los leí en la época oscura del Blog (cuando lo relegué a un cajón, a que cogiera polvo y se llenase de telarañas), así que se merece su breve introducción.

Estoy convencida de que la conoce mucha gente que no es consciente de ello. Sus viñetas circulan desde hace años por las redes sociales y se han compartido en forma de meme muchas veces, la gran mayoría sin mención alguna a la autoría.

La autora es la estadounidense Sarah Andersen. No hay demasiada información en la red sobre ella. Nació en 1993 en Brooklyn y se crio entre ese barrio y el de Queens. Estudió en la escuela de arte de Maryland y no le queda otro remedio que admitir que es puramente milenial. Y lo ha petado.

Además de la famosa saga de garabatos, tiene otra serie recién estrenada que se titula Colmillos que va sobre un hombre lobo y una vampira, también disponible en la misma editorial. En cuanto pueda le echo el lazo.

Un bicho raro

Sarah entiende lo que es ser o, más bien, «sentirse como» un bicho raro. También muestra sus obsesiones e inseguridades, la ansiedad, el miedo, el entusiasmo y otras preocupaciones —en muchos casos— características de las últimas generaciones: los milenial y la generación zeta.

Dibuja situaciones cotidianas vistas por una artista peculiar, joven (ya no tanto como en Crecer es un mito, pero aún continúa en los venti-y) introvertida y espontánea. Su relación con los memes, las series y otras aficiones actuales, las redes sociales, sus amistades, sus mascotas o cualquier situación random (guiño guiño) le sirve para sacar una tira siempre con cierto tono de humor.

Por ponerle alguna pega, he echado de menos viñetas sobre libros, como sí que había bastantes en los tomos anteriores (en el primero en el que más, creo recordar) y quizá me han sobrado viñetas sobre gatos (teniendo en cuenta que se supone que tiene un tomo más enfocado a ello). En cualquier caso, me ha molao mucho y la verdad es que he pasado un par de buenos ratos leyéndolo.

Me alegra seguir ampliando la colección de Sarah’s Scribbles: no defrauda. En estas fechas, cualquier libro de la saga es un candidato buenísimo para ser pedido a los Reyes. ¡Ah! Y este tomo trae una página con pegatinas 😀


Sarah’s Scribbles: algunas viñetas de Un bicho raro

Hiperfijación - Sarah's Scribbles

Un comentario en «Un bicho raro (Sarah’s Scribbles) / Sarah Andersen»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.